Video: Una mirada entre bastidores a la filmación de la proclamación del bicentenario en la Arboleda Sagrada con el presidente Nelson

En preparación para el bicentenario de la Primera Visión, el presidente Russell M. Nelson caminó sobre los pasos del profeta José Smith hacia la Arboleda Sagrada y pronunció una proclamación audaz para el mundo, en la que declaraba la Restauración continua de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días.

En esta ocasión histórica, el presidente Nelson invitó a acompañarlo a dos oficiales generales — la presidenta de la Sociedad de Socorro, Jean B. Bingham, y la presidenta de la Primaria, Joy D. Jones.

En un nuevo video de Church News, llamado “Una proclamación sagrada”, la presidenta Bingham y la presidenta Jones recuerdan “el profundo privilegio” de estar en la Arboleda Sagrada mientras el presidente Nelson pronunciaba las palabras de “La Restauración de la plenitud del evangelio de Jesucristo: Una proclamación para el mundo en el bicentenario”.

El presidente Russell M. Nelson, de pie en la Arboleda Sagrada en Palmyra, Nueva York, eleva la mirada mientras filma el video que anuncia la nueva proclamación de la Iglesia por el bicentenario.
El presidente Russell M. Nelson, de pie en la Arboleda Sagrada en Palmyra, Nueva York, eleva la mirada mientras filma el video que anuncia la nueva proclamación de la Iglesia por el bicentenario. Credit: Intellectual Reserve, Inc.

“Recuerdo cuando, antes de comenzar la filmación, el presidente Nelson miró hacia arriba — solo por un momento — pero elevó la mirada hacia los cielos”, dijo la presidenta Jones. “Y en ese momento, pensé: ‘Los cielos en verdad están tan abiertos como lo estuvieron cuando el profeta José estuvo en esa arboleda’.

“Fue una experiencia tierna presenciar y sentir el espíritu que había allí a medida que el presidente Nelson pronunciaba esas hermosas palabras”.

La hermana Bingham dijo que fue una “experiencia extraordinaria” escuchar la proclamación “pronunciada por nuestro profeta de 95 años, que es fuerte y enérgico y posee todas las llaves del reino….

“Me sentí muy honrada por ser una de las dos líderes llamadas que estuvieron allí, observando en silencio, en reverencia, en ese hermoso escenario”.