José Luis González Gutiérrez, presidente del Templo de Bogotá, Colombia, muere a los 67 años

José Luis González Gutiérrez, presidente del Templo de Bogotá, Colombia, falleció el viernes 18 de septiembre del 2020. Tenía 67 años. Él y su esposa, Mónica Del Carmen Buitrago de González, se desempeñaron como presidente y matrona del Templo de Bogotá, Colombia desde julio del 2017.

Antes de su llamamiento como presidente del templo, el presidente González sirvió como consejero en la presidencia de la Misión Colombia Medellín, ex setenta de área, presidente del Centro de Capacitación Misional de Perú, presidente de la Misión Costa Rica San José Este, presidente de estaca y como presidente de distrito y rama.

Nació el 10 de enero de 1953 en Pereira, Risaralda, Colombia, de Manuel Felipe González y Martha Gutiérrez. Antes de jubilarse y dedicar su tiempo al servicio de la Iglesia, el presidente González trabajó como ingeniero mecánico y gerente de producción para Magom.

Él y su esposa se casaron el 18 de julio de 1980, y fueron sellados más tarde en el Templo de Salt Lake el 3 de noviembre de 1984. Estuvieron casados durante 40 años y tienen tres hijos —José Alejandro, Natalia y Luis Miguel. La hermana González también nació y se crio en Pereira, Risaralda, Colombia. Sus padres son Jorge Mario Buitrago y Mariela Jaramillo.

Tras la muerte de su padre, José, el hijo mayor del presidente González, dijo: “Estaba en paz sabiendo que había vivido, crecido, aprendido, progresado, disfrutado, compartido, ayudado, influenciado, servido, amado, consagrado, inspirado y que había hecho lo mejor posible. Fue un gran esposo, padre, abuelo, hijo, hermano, primo, tío y amigo. Es conocido por tener siempre una influencia relajante, amorosa y pacificadora. Deja un legado sin medir de amor y fe que trasciende a su familia, su ciudad y los países en los que vivió. Su legado e influencia irá más allá de las generaciones y los cientos de vidas que tocó. Él dedicó su vida a seguir a Jesucristo. Ha tocado y servido a cientos y miles de personas y su legado vivirá para siempre”.

Roberto Oscar Pitarch y su esposa, María Cristina López Pitarch, fueron llamados en abril para suceder al presidente González y a la hermana González como presidente y matrona del Templo de Bogotá, Colombia y comenzaron su servicio en octubre, luego del fallecimiento del presidente González.