Menú
EN LAS NOTICIAS

Seminario de Liderazgo Misional virtual alcanza 135 parejas de nuevos líderes de misión en 17 países de todo el mundo


Seminario de Liderazgo Misional virtual alcanza 135 parejas de nuevos líderes de misión en 17 países de todo el mundo

El Seminario de Liderazgo Misional 2020 fue verdaderamente un asunto mundial, ya que los líderes de La Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días brindaron capacitación virtual a los nuevos líderes de misión esparcidos por todo el mundo por medio de transmisiones en línea del 26 al 27 de junio.

Debido a que la pandemia actual de COVID-19 restringe los viajes y las grandes reuniones públicas, las 135 parejas de nuevos presidentes de misión y sus compañeras que se preparan para servir en 79 países participaron desde sus hogares por medio del portal en línea de los presidentes de misión.

A diferencia de los grandes seminarios anteriores, llevados a cabo en el Centro de Capacitación Misional de Provo, las reuniones de este año se transmitieron desde el Teatro del Centro de Conferencias en Salt Lake City y otras instalaciones en la sede de la Iglesia. 

El élder D. Todd Christofferson dirige una sesión del Seminario de Liderazgo Misional 2020 el viernes, 26 de junio de 2020.

El élder D. Todd Christofferson dirige una sesión del Seminario de Liderazgo Misional 2020 el viernes, 26 de junio de 2020.

Crédito: Intellectual Reserve, Inc.

El presidente Russell M. Nelson dio comienzo al seminario de dos días el viernes, 26 de junio por la mañana, al hablar sobre la instrucción divina del profeta José Smith y explicar su intención al seleccionar este tema.

“Lo he hecho por dos motivos”, dijo el presidente Nelson. “Primero, para tranquilizarlos y darles mi testimonio personal de que esta obra en verdad es divina. Es la obra del Señor Jesucristo, y José Smith es Su profeta de esta última dispensación.

“Segundo, para declarar que ustedes también pueden ser y serán guiados por el cielo en su obra a medida que busquen dirección, guía e inspiración de lo alto”.

Otros oradores de la Primera Presidencia, el Cuórum de los Doce Apóstoles y el Consejo Ejecutivo Misional incluyeron los siguientes:

  • Presidente Dallin H. Oaks, primer consejero en la Primera Presidencia, “Consejo para líderes de misión” — “Alienten [a los misioneros] a reflexionar en el hecho de que sus interrupciones e inconveniencias por la actual pandemia no son únicas en la obra del Señor ni en la vida de sus antepasados u otros miembros. Enséñenles a recordar el legado de fe de aquellos que nos han precedido”.
  • Presidente Henry B. Eyring, segundo consejero en la Primera Presidencia, “Ustedes y sus misioneros nunca están solos en la obra” — “He visto con los ojos de la fe no solo que yo no trabajaba solo, sino que el Señor y otros siervos eran generosos más allá de toda medida al permitirme compartir el gozo por mis pequeños esfuerzos”.
  • Presidente M. Russell Ballard, presidente en funciones del Cuórum de los Doce Apóstoles, “Pues he aquí, el campo blanco está ya para la siega” — “Una obligación que fluye de la Restauración del evangelio es nuestra responsabilidad de compartirlo con los demás. En un sermón dado en abril de 1837, el profeta José Smith declaró: ‘Después de todo lo que se ha dicho, el mayor y más importante deber es predicar el Evangelio’”.
  • Élder Jeffrey R. Holland, del Cuórum de los Doce Apóstoles, “Los dos grandes mandamientos” — “Con una súplica, efectivamente un mandamiento, que debería calarnos hoy tanto como lo hizo con ellos, el Hijo viviente de Dios resumió todo Su ministerio, así como la responsabilidad última y continua de los apóstoles en un solo concepto, un gran principio eterno. ‘Un mandamiento nuevo os doy’, dijo él en voz baja, ‘que os améis unos a otros; como yo os he amado, que también os améis los unos a los otros. En esto conocerán todos que sois mis discípulos, si tenéis amor los unos por los otros’” (Juan 13:34–35).
  • Élder Dieter F. Uchtdorf, del Cuórum de los Doce Apóstoles, “Hacer discípulos” — “Esta admonición de hacer discípulos al encontrarlos, enseñarles, bautizarlos y confirmarlos se llama la Gran Comisión. Ser comisionado por el Salvador significa que Él formalmente ha escogido discípulos para llevar a cabo la obra del Padre”.
  • Élder Dieter F. Uchtdorf, del Cuórum de los Doce Apóstoles, “¡No están solos!” — “Tienen las palabras de Dios, Sus santas escrituras, el inefable don del Espíritu Santo, y tienen un canal de comunicación directo con nuestro Padre Celestial en el nombre de Su Hijo Jesucristo por medio de la oración. El Padre y el Hijo dirigen esta obra por medio del Espíritu Santo —ustedes nunca están solos”.
  • Élder David A. Bednar, del Cuórum de los Doce Apóstoles, “El arrepentimiento y la remisión de los pecados” — “Descrito de la forma más simple, el arrepentimiento es alejarse del mal y volverse a Dios. A medida que ejercemos fe en el Señor, nos volvemos hacia Él, venimos a Él y dependemos de Él. De modo que el arrepentimiento es confiar y depender del Redentor para hacer por nosotros lo que no podemos hacer por nosotros mismos”.
  • Élder Quentin L. Cook, del Cuórum de los Doce Apóstoles, “Edificaréis mi iglesia” — “Estamos en un nuevo mundo conectado por el internet y las redes sociales. Ustedes y sus misioneros pueden estar entre los ‘pioneros espirituales’ que verdaderamente proclamen el evangelio de Jesucristo en este mundo conectado por el internet. Tenemos la obligación en esta dispensación de preparar el mundo para la segunda venida de Jesucristo”.
  • Élder D. Todd Christofferson, del Cuórum de los Doce Apóstoles, “El Espíritu Santo da testimonio” — “Nuestras enseñanzas son profecías de bendiciones futuras para todos los que tengan fe en Cristo, se arrepientan, sean bautizados, reciban el Espíritu Santo y perseveren hasta el fin. Estas profecías concernientes a la salvación y la exaltación, atestiguadas por el Espíritu Santo y arraigadas en Cristo, son fundamentales para la fe y la conversión”.
  • Élder Neil L. Andersen, del Cuórum de los Doce Apóstoles, “Para que sean uno, así como nosotros somos uno” — “Sé que cada uno de ustedes desea ‘ser uno’, no solo con los misioneros, sino con los líderes del sacerdocio y los miembros de los barrios y ramas. Sin embargo, les advierto: No ocurre fácilmente. Requiere amor, persistencia, un esfuerzo extraordinario, paciencia y las bendiciones del cielo”.
  • Élder Gerrit W. Gong, del Cuórum de los Doce Apóstoles, “Volverse perfectos en Cristo” — “Para que ustedes y sus misioneros sean felices y se sientan exitosos, es esencial comprender las diferencias cruciales entre el perfeccionismo del mundo y la perfección tal como la definió el Señor”.
  • Presidenta Bonnie H. Cordon, presidenta general de las Mujeres Jóvenes y miembro del Consejo Ejecutivo Misional, “Firmes en la fe” — “Por el resto de su vida, los nombres y rostros de los miembros y [de sus] misioneros quedarán grabados en su corazón. Su capacidad de amar y la gran cantidad de personas que amarán crecerán de modo exponencial”.

El seminario virtual acortado —de los tres días tradicionales a solo dos— condensó la cantidad de oradores que participaron en las sesiones de 2020.

Otros miembros del Cuórum de los Doce Apóstoles que no discursaron durante el seminario, dirigieron sesiones de trabajo por la tarde con grupos virtuales más pequeños de nuevos presidentes de misión y sus compañeras. Los miembros de la presidencia de los setenta y el Consejo Ejecutivo Misional ayudaron con las sesiones de trabajo.

El presidente Robert J. Dudfield, que pronto presidirá la Misión Etiopía Adís Abeba, participa del Seminario de Liderazgo Misional 2020 desde su hogar en Greensborough, Australia.

El presidente Robert J. Dudfield, que pronto presidirá la Misión Etiopía Adís Abeba, participa del Seminario de Liderazgo Misional 2020 desde su hogar en Greensborough, Australia.

Crédito: Fotografía cortesía del presidente Robert J. Dudfield

En ambos días, los grupos de trabajo conversaron sobre el tema “¿Qué aprendí y qué haré?”, con base en las impresiones que recibieron al escuchar los discursos matutinos de los líderes de la Iglesia.

“Deliberamos en consejo sobre los aprendizajes que nos ayudarían en nuestro servicio”, dio la hermana Darice Dudfield, que acompañará a su esposo, el presidente Robert J. Dudfield, al dirigir la nueva Misión Etiopía Adís Abeba. “También pudimos escuchar las perspectivas de quienes dirigían las sesiones de trabajo y recibir pensamientos, impresiones y consejos adicionales de su parte y los unos de los otros.

“Esto demostró un valioso modelo de cómo aprender juntos, el cual podemos implementar en el campo misional al trabajar con los misioneros”.

Como representación de las nuevas parejas de liderazgo misional que se unieron desde sus hogares esparcidos en 17 países de todo el mundo, los Dudfield participaron del seminario en Greensborough, Australia, desde la medianoche hasta las 7 a. m. ambos días —y con la chimenea encendida, ya que las temperaturas locales de invierno por la noche rozaban el congelamiento.

“Cuando se nos informó por primera vez que no viajaríamos a Salt Lake City para el seminario, estábamos un poco decepcionados, pero comprendimos perfectamente los motivos”, dijo el presidente Dudfield.

“Esos sentimientos pronto se fueron a medida que nos preparábamos y participábamos del seminario. Nos sentamos a los pies de los profetas y apóstoles y recibimos enseñanza de lo alto. La instrucción fue inspirada y divina, la calidez y el amor de nuestros líderes era real, y el seminario fue una experiencia increíblemente edificante para ambos”.

El presidente Micah D. Rolfe y la hermana Marie Rolfe, de la Misión Nueva Jersey Morristown, que participaron desde su hogar en Surprise, Arizona, coincidieron con los Dudfield en que el seminario virtual resaltó el uso cada vez más efectivo de la tecnología por parte de los misioneros durante las restricciones y aislamientos de la pandemia.

“Aprendí que el Espíritu en verdad puede transmitirse en las palabras de un maestro por medio del internet y penetrar el corazón de quien escucha”, dijo el presidente Rolfe. “Sentí que el Señor me hablaba al corazón del mismo modo y con la misma fuerza y poder que lo he sentido muchas veces por medio del contacto presencial.

Un monitor muestra a algunas de las 135 parejas de nuevos presidentes de misión y sus compañeras que participaron del Seminario virtual de Liderazgo Misional 2020.

Un monitor muestra a algunas de las 135 parejas de nuevos presidentes de misión y sus compañeras que participaron del Seminario virtual de Liderazgo Misional 2020.

Crédito: Intellectual Reserve, Inc.

“Sé que era importante que aprendiera de esta experiencia a medida que avanzamos con más obra misional y enseñanza por medio de la tecnología”.

La hermana Marie Rolfe agregó: “Realmente pude sentir el amor que tienen nuestro profeta, apóstoles y autoridades generales por nuestros misioneros, y espero llevar ese amor a nuestros misioneros en la Misión Nueva Jersey Morristown. El seminario fortaleció mi testimonio de que esta es la obra de Dios y Él la está guiando”.

Los nuevos presidentes de misión y sus compañeras, que normalmente sirven por un período de tres años, comenzarán su servicio el 1 de julio, o cerca de esa fecha, o cuando las restricciones de viajes permitan la reubicación al país asignado.

A partir de julio de 2020, la Iglesia tendrá 406 misiones en todo el mundo, incluidas ocho nuevas misiones: Brasil Recife Sur, Camerún Yaundé, Ecuador Guayaquil Este, Etiopía Adís Abeba, Mozambique Beira, Tanzania Dar es-Salam, Texas Austin y Texas Dallas Este.

BOLETÍN
Reciba los aspectos destacados de Church News gratis en su bandeja de entrada semanalmente. Escriba su dirección de correo electrónico a continuación.